Así fue, el martes 13 de noviembre de 1990 el doctor Carlos Arcesio Paz tuvo la gran visión, en el momento, de elegir a Mercedes Ospina Gutiérrez como la fisioterapeuta del Deportivo Cali.

Una decisión difícil por la gran cantidad de talento humano que se encontraba para ese puesto y menos fácil para la doctora Ospina, quien competía siendo mujer para una vacante que en principio era pensada para un hombre. Con esto, la llegada a la institución adquiere mucho más valor, porque logró estructurar y planificar el área de fisioterapia deportiva con gran éxito durante 30 años. Un espacio muy importante en su amado Deportivo Cali.

Marcando un gran precedente en los equipos de fútbol de la región, entre sus colegas y en su género, de a poco la doctora Mercedes Ospina fue diseñando el modelo de trabajo en (prevención y rehabilitación, readaptación en trabajo de campo en las lesiones deportivas), queriendo lograr un sello propio del Deportivo Cali.

Pero todo esto siempre con el gran apoyo y acompañamiento de los distintos médicos que en todos estos años han sido parte de la institución, entre ellos figuran: Ernesto Marín, Ramiro Salcedo, Jaime Albarracín y en especial el doctor Gustavo Portela, quien se encuentra actualmente en el equipo y ha sido de mucha importancia para darle un crecimiento espectacular al área.

Testigos y apoyo también fundamental de este proceso de la doctora Mercedes, han sido las distintas juntas directivas, cuerpos técnicos de Cantera y del equipo profesional, quienes han tenido en ella una gran confianza en su labor y profesionalismo, razón que llevó a la doctora a ser pionera en el campo de la fisioterapia deportiva a nivel regional y por supuesto a nivel nacional, buscando siempre proyectar a la institución.

Su excelente trabajo ha logrado llamar la atención para hacer el diseño curricular de fisioterapia deportiva en universidades como: Universidad del Valle, Fundación Universitaria María Cano, Escuela Nacional del Deporte, Universidad Santiago de Cali y apoyando en los posgrados de la Universidad Autónoma de Manizales y la Escuela Nacional Del Deporte.

En cabeza de la fisioterapeuta Mercedes Ospina, una vez más, Deportivo Cali fue pionero en formar estudiantes en el campo de la fisioterapia deportiva, alumnos que hoy en día están aplicando el método que siempre soñó la doctora Ospina, un método con sello Deportivo Cali.

30 años de trabajo, admiración, respeto, dedicación, donde ha logrado día a día, demostrar que el doctor Carlos Arcesio Paz fue todo un visionario al momento de acercarla a la institución verdiblanca, 30 años que le ha dedicado al Deportivo Cali un amor que es recíproco, y que a su vez recibe a tiempo completo de su familia, conformada por Gustavo Ortiz (esposo) y sus hijos Nicolás y Laura.

Tres décadas de un trabajo ejemplar, haciendo al Deportivo Cali no sólo una institución pionera en el área de fisioterapia y recuperación de jugadores, sino dejando una huella imborrable para el departamento que siempre fue su sueño, entregándose con el alma, el corazón, a la institución de la cual es hincha y ha defendido con el mayor amor.

¡Felicitaciones y gracias, doctora! Qué sean muchos más, llenos de objetivos por lograr, de amor para entregar, de anhelos por alcanzar. Mercedes Ospina Gutiérrez el orgullo de don José Agustín Ospina y todo el Deportivo Cali.