El partido tenía diez segundos de vida cuando nuestro equipo logró adelantarse al Tolima, tras un pase largo frontal de Rosero que prolonga con la cabeza Dinenno; Julian Quiñonez, defensa del Tolima la pelota; el rebote lo gana Déiber Caicedo, quien hace un pase que alcanza Feiver Mercado. El jugador define con la cara externa del botín izquierdo y la pone contra el palo derecho del arco, para marcar el gol más rápido en la historia del equipo ‘verdiblanco’.

A propósito del gol, Feiver Mercado dio sus declaraciones sobre lo acontecido: “afortunadamente salió lo que habíamos planeado, gracias a Dios se marcó un bonito gol que sirvió para ganar. El gol fue una jugada que habíamos trabajado en la práctica, salíamos con balón atrás, se la tirábamos a Dinenno, la bajábamos, y afortunadamente, Deiber me colocó un buen pase para definir”.

Mercado mencionó las sensaciones que le dejó el encuentro: “en el partido me sentí bien, me costó un poco coger el ritmo del juego, pero luego me fui soltando y adaptando poco a poco. Pusineri me conocía de tiempo atrás, me había estudiado bien, sabía lo que le puedo aportar al equipo. Me dio la oportunidad y afortunadamente pude responder con un gol”.

Sobre el desarrollo del juego, el delantero dijo: “creo que los primeros minutos fueron fundamentales por la intensidad que le pusimos al juego, Tolima es un equipo agresivo y los sorprendimos al principio, supimos marcar la diferencia. En cuanto al segundo tiempo, sabíamos que el rival se iba a venir encima, es un gran equipo con juego colectivo y muy rápido, pero supimos controlar el partido”.

Como dato histórico, antes del gol de Feiver Mercado, quien tenía la anotación más rápida en la historia de nuestro equipo era el argentino Alberto de Jesús ‘El Tigre’ Benítez. El jugador marcó un tanto a los diez segundos en un partido ante el Once Caldas el 23 de marzo de 1977 en Manizales.